Nada en la Maleta

Aprendiendo a vivir

Un juego de pistas para disfrutar

| 0 Comentarios

Querido amigo, hoy me alejo un poco más del mar, aunque ya sabes que lo llevo conmigo siempre que puedo.

Ha sido una aventura corta, aunque llena de sorpresas. Casi todas, en forma de humanidad.

Me sigue agradando ver cómo la gente encuentra su propio camino cuando sigue su sensación, su instinto.

Cómo descubren quiénes son realmente y todo lo que pueden hacer.

A veces, solicitan una pequeña ayuda y ahí aparecen otras para acompañarlas, pero son ellas las que, poniendo su corazón, aprovechan las enseñanzas, el apoyo.

Cómo liberan lo que estaba escondido.

Cómo se asombran ante lo que ven.

Cómo disfrutan del juego.

Querido amigo, hoy recordé por qué me gusta estar ahí.

Deja un comentario

Campos requeridos marcados con *.